La localidad de Abramo recibió una donación de la firma CRESUD, a traves de sus representantes de Carnes Pampeanas, y de la empresa de lácteos de Trenel, gestionada por el ministro de la Producción, Ricardo Moralejo, para los productores afectados por los incendios que ocurrieron en la Provincia a principio del corriente año, donde quedaron más de 1.000.000 de hectáreas devastadas.

En tanto, el subsecretario de Asuntos Agrarios, Alexis Benini estuvo presente en la localidad de Abramo, y resaltó el apoyo de las entidades privadas y del Gobierno provincial para ayudar a los productores afectados.
"Estamos acompañando a una firma que ha hecho una donación a la localidad de Abramo. Como en otras oportunidades hemos estado acompañándolos, hoy ellos están acompañándonos a nosotros con esta ayuda que estamos brindando a los productores de las distintas zonas", contó.

También destacó la importancia de trabajar en conjunto, junto con el municipio, las entidades privadas, los productores y el Gobierno provincial.

"Es fundamental, el productor lo ve, en definitiva son otros de los eslabones de la cadena que también trabajan gracias a su esfuerzo, entonces que hoy estén presentes acompañándonos en algo que es nuestra obligación, es muy importante, ya que estamos trayendo forraje para los productores afectados", explicó el funcionario provincial.

Además, Benini manifestó el acompañamiento que tuvo el Ministerio tras el fenómeno sufrido en La Pampa.

"El Gobierno, desde el primer momento, desde noviembre, empezó con las ayudas. El Ministerio siempre estuvo detrás de los baches que había en la alimentación, que es uno de los problemas más graves y que no se resuelve solo con transferir fondos, requiere de un movimiento mayor. Esperemos contar con un rebrote lo más rápido posible, cosa de que el productor pueda recuperarse".

Además, el subsecretario contó de las líneas de crédito para los productores afectados, que se encuentran a disposición desde hace un tiempo. "Tenemos líneas directas sin certificado de emergencia junto al Banco de La Pampa, una es tanto para alimentación como para infraestructura, son al 12 %, una a un año y la otra a tres. Después, está el Plan Ganadero; y también con el certificado de emergencia se cuenta con los beneficios impositivos más la posibilidad posterior de obtener una línea de crédito a tasa subsidiada; una línea blanda con fondos que envíe Nación y que todavía estamos esperando, como en el caso de los fondos comprometidos para las inundaciones que representaron la emergencia pasada", puntualizó.

Por último, explicó los pasos correspondiente para que los productores afectados reciban ayuda en la emergencia agropecuaria.

"El productor, en el caso de haber tenido alguna afectación por fuego, tiene que ir al municipio y completar una declaración jurada. Desde el municipio mismo la envían y nosotros, de Agricultura, le extendemos un certificado de emergencia en el caso de que el daño sea de más del 50 % y de desastre en el caso de que sea de más del 80; y en función de esto se obtienen los beneficios. Los fondos nacionales y los ATN que se han comenzado a entregar esperamos que le lleguen a La Adela, Santa Isabel, Chacharramendi, que son los primeros afectados y que, en muchos casos, todavía están esperando. Vamos muy bien, el ministro ha trabajado mucho en esto para cubrir también Alvear y Larroudé, pero hay que estar atentos para hacerlo con todos los afectados", cerró el subsecretario.

Fardos